Mi?rcoles, 21 de mayo de 2008


Veo el sol reflejado en mi mañana.
El viento empuja el gesto de cada hoja.
 
Aquí no existen juegos de lenguaje,
ni trucos sintácticos,
ni malabarismos con palabras.
Aquí es el código de la vida.
Un código que desplaza hacia afuera
a mi desértica alma,
perdida en su propio laberinto.
 
Un minuto de esta vida efímera,
por un minuto de ver,
me desnudo en el paraíso
y escucho en silencio a los pájaros
que curvan mi cráneo,
en un silbido
que adormece mi memoria.
Y desconozco entonces mi feroz destino...

Tags: Poema

Publicado por al_sur_del_cielo @ 22:17  | Poemas
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Poiesis
Jueves, 22 de mayo de 2008 | 21:21
Preciso y precioso, magn?fico y magn?nimo, cuerda locura de la locura cuerda, un abrazo desde el brezo cuya brisa es el esbozo...